Publicidad

CSI con Bitcoin como protagonista. Errores y aciertos

CSI con Bitcoin como protagonista. Errores y aciertos
CSI con Bitcoin como protagonista. Errores y aciertos

Publicidad







Continuando la saga con mismo nombre, CSI:Cyber recrea su trama en los crímenes cometidos en la red a través de hacks, virus y demás parafernalia. En su último capítulo “Bit by Bit”, los protagonistas de CSI:Cyber resuelven un caso con Bitcoin como protagonista. El episodio, repleto de clichés, es un ejemplo de cómo el televidente entiende Bitoin.


Con 12 capítulos hasta ahora, la serie policial CSI:Cyber se centra en la investigación de crímenes relacionados con el mundo cibernético. La Dra. Ryan (Patricia Arquette) lidera el equipo policial compuesto por expertos informáticos que intentan resolver casos a través de IPs, botnets, keyloggers y toda la tecnología a su alcance.

CSI

Aunque la saga de CSI nunca ha intentado ser demasiado fiel a la realidad de un laboratorio de investigación forense, muchas de las técnicas que mostraban podían tener cierta base. Aunque la verdad es que los guiones no tengan fundamento científico y los diálogos sean un conglomerado de jerga técnica que tenga como objetivo confundir al espectador más que instruirlo. Algo que ha quedado patente en el último capítulo de CSI:Cyber, cuyo protagonista es Bitcoin.

CSI:Cyber “Bit by bit”

Spoilers

El capítulo comienza con un extraño robo en el que el ladrón consigue entrar en una caja acorazada repleta de joyas, pero que escapa sin tocar ni una de ellas. Junto a estas joyas se encuentra un portátil con tan solo “una cuenta Bitcoin con un saldo de 0 bitcoins”, palabras del agente Elías Mundo tras consultar Blockchainbit.com.

CSI tiene a Bitcoin como protagonista. Luces y sombras
Momento en el que descubren que la cartera Bitcoin ha sido robada en CSI:Cyber.

En otra escena, el dueño de la cartera robada es descrito como un “apasionado” de lo que creía que era “la moneda del futuro”, o como luego continúan con su propia visión de Bitcoin, “una moneda imaginaria”.

Acto seguido, justifican la elección de los bitcoins sobre las joyas por ser un robo “sin esfuerzo”, “sin números de serie”, “imposible de seguir”. En 30 segundos, todos los clichés de Bitcoin que no hacen más que confundir al espectador.

En la siguiente escena parecen reconducir la historia definiendo mucho mejor Bitcoin como una moneda “que no es tan anónima” aunque se use para “comprar drogas, sicarios o trata de personas”, sino que se le puede seguir el rastro a través de “un libro de contabilidad que registra todas las transacciones”, o cadena de bloques. La explicación sigue con luces y sombras, como afirmando que “sabiendo la cantidad que buscas, puedes encontrar todas las transacciones hechas, incluso si fueron robadas”, “tan solo necesitas la cantidad, fecha y hora”. Explicación demasiado confusa y sin sentido. A continuación, el mismo agente vuelve consultar blockchainbit.com y descubre que la dirección donde fueron a parar los bitcoins robados (1.208 BTC para ser exactos) “está controlada por dos claves secretas”. Lo que entendemos por una dirección multifirma y que será el centro del resto de la trama.

CSI tiene a Bitcoin como protagonista. Luces y sombras
Agentes consultan “blockchainbit.com” en la búsqueda de la transacción del robo.

Tras una rápida investigación, cuando encuentran al ladrón en cuestión hablan de él como “quien se ganaba la vida robando direcciones de gran volumen que encontraba en la cadena de bloques” y “localizando a sus dueños gracias a donaciones”. Otra definición un tanto confusa que deja a entender que donar es peligroso.

Deep weeb

En otro momento de la serie, durante un interrogatorio, vuelve a aparecer el lado oscuro de Bitcoin: Sin regulación, sin aseguradoras, transacciones irreversibles e inversión arriesgada. Por supuesto no deja a parte la “Deep web” como forma de contratar sicarios con bitcoins.

Para aliviar la carga de información, el resto del capítulo se centra en la persecución de los delincuentes a través de botnets, virus y hacks varios, todo aderezado con la historia personal de sus protagonistas que no describiremos para quien quiera ver el capítulo.

Conclusiones

CSI:Cyber es una serie que solo los seguidores de CSI apreciarán. Las imprecisiones que hayan podido cometer pueden achacarse a querer crear un guión fácil de entender por el público general, aunque por esa misma regla definen a quien quiere que sea su público: gente sin demasiado conocimientos sobre la materia. Serie tal vez prescindible para aquéllos que estén leyendo estas líneas y que no será recordada en la historia televisiva con muy buenas razones.


Publicidad
Otros artículos
Cerrar
Macri el presidente electo de Argentina

Macri y la relación de Bitcoin con Argentina

a llegada al poder del nuevo presidente de Argentina, Mauricio Macri, es una buena noticia para el status jurídico del bitcoin en el país. Él...